WomensLaw no es solamente para mujeres. Servimos y apoyamos a todos/as los/as sobrevivientes no importa su sexo o género.

Importante: Algunas cortes están atendiendo las audiencias de forma virtual debido a COVID. Vea las Cortes y el COVID-19.

Información Legal

At the Hearing

¿Cómo presento (“llamo”) a un testigo?

Cuando usted presenta a un/a testigo en la corte se le conoce como “llamar” a su testigo. Sin embargo, hay algunas cosas que debe pensar antes de llamar a su testigo a testificar.

Primero, debe saber lo que su testigo va decir y si eso ayudaría a su caso.

Después, debe averiguar si el/la testigo está dispuesto/a a testificar en la corte. Muchas personas están dispuestas a hablar de una situación cara a cara pero no quieren testificar en la corte. Si un/a testigo no está dispuesto/a a testificar, es posible que usted tenga que conseguir una citación (“subpoena”). Una citación es una orden de la corte que hace que una persona vaya a la corte a testificar. Una vez que usted sepa quién será su testigo, es posible que tenga que informarle a la otra parte. Esto pasa a menudo durante el descubrimiento de prueba mediante la lista de testigos. Dependiendo de las leyes del estado y del tipo de caso en el que usted está envuelto/a, algunas cortes le permitirán llamar testigos sin una lista.

Asegúrese de dejarle saber a sus testigos cuándo tienen que ir a la corte. Es posible que sus testigos deban esperar fuera de la sala de audiencia hasta que sea su turno para testificar. La razón por la que tienen que esperar en el pasillo o en el área de espera es para que el testimonio de otra persona no afecte o cambie su historia. Esto se conoce como “secuestrar” o aislar a un/a testigo. El proceso de secuestro puede tardar un poco, así que puede sugerirle a sus testigos que lleven alguna revista o artículo para que se mantengan ocupados/as mientras esperan.

Aunque el proceso puede ser diferente para cada estado y para cada corte, en la mayoría de los casos usted le informará a el/la juez/a a quién usted quiere llamar para que testifique diciendo “su Señoría, llamo a mi primer testigo, Jane Doe”. Entonces, el/la oficial de la corte pasará al cuarto de espera a avisarle a el/la testigo. La persona entonces puede entrar a la sala de audiencia y ser juramentada/o. Una vez que su testigo esté sentado/a en la silla del testigo, usted puede comenzar a interrogarle.

¿Cómo interrogo a un testigo?

Usted puede comenzar a hacerle preguntas (interrogar) a sus testigos, uno/a a la vez, preguntándoles su nombre y alguna información sobre ellos/as. Por ejemplo, puede preguntar cómo conocen a las partes en el caso. Entonces deberá comenzar a hacer preguntas sobre el evento que presenciaron o cualquier otro asunto del que vayan a testificar. Es mejor si usted puede prepararse de antemano con sus testigos para que sepa qué van a testificar. Esto también le ayudará a decidir qué preguntas debe hacerles para transmitirle esa información a el/la juez/a.

Cuando usted interroga su propio testigo, eso se llama interrogatorio directo. En el interrogatorio directo, usted usualmente solo tendrá permitido hacer preguntas abiertas que no dirijan a sus testigos en cierta dirección o tengan alguna influencia en sus respuestas. Las “preguntas sugestivas”, donde usted sugiere la contestación a la pregunta, no están permitidas.

Aquí tiene algunos buenos y malos ejemplos de preguntas de interrogación directa:

Preguntas abiertas (que puede hacer)

Preguntas sugestivas (que no debe hacer)

“¿Usted sabe algo sobre el caso que estamos viendo hoy?”

“¿Verdad que usted vio todo lo que sucedió? ”

“¿Puede decirle a la corte lo que pasó el 15 de enero de 2018?

“¿Verdad que el demandado me agredió el 15 de enero de 2018?”

Para cada tema nuevo del que usted interrogue a su testigo, deberá establecer cómo el/la testigo sabe la contestación. Por ejemplo, digamos que usted quiere hacer la siguiente pregunta:

“¿Podría decirle a la corte lo que usted vio el 15 de enero del 2018 al mediodía?”

Primero, debe hacer preguntas que ayuden a establecer de qué manera el/la testigo sabe que algo pasó el 15 de enero, lo que se conoce como “sentar las bases”. Esto puede incluir preguntas como:

  • ¿Dónde estaba usted el 15 de enero del 2018?
  • ¿Quién estaba con usted el 15 de enero del 2018?
  • ¿Usted recuerda lo que pasó ese día al mediodía?

Entonces, después que usted haya sentado esta “base”, puede hacer la pregunta importante: ¿Podría decirle a la corte lo que usted vio el 15 de enero del 2018?

Después que haya terminado de hacerle preguntas a sus testigos, la otra parte tendrá una oportunidad de hacerle preguntas, lo que se llama “contrainterrogatorio”.

Nota: Cuando sus testigos estén testificando, solamente pueden testificar sobre los eventos de los que tengan conocimiento personal. No tienen permitido testificar sobre cosas que hayan escuchado de segunda mano, lo que se conoce como prueba de referencia.

Cuando yo testifique, ¿quién me interrogará?

Cuando usted testifique, no tiene que hacerse preguntas usted mismo/a y contestarlas. En cambio, usted puede decir qué fue lo que pasó en forma de “historia” o el/la juez/a puede hacerle preguntas. Recuerde incluir información como la hora y el día en que ocurrió el incidente de maltrato, dónde ocurrió, quién estaba presente y qué realmente ocurrió. Después que usted testifique, el/la demandado/a, o su abogado/a si tiene representación, tendrá la oportunidad de “contrainterrogarle” para intentar desacreditar las cosas que usted dijo.

¿Como “contrainterrogo” a un testigo de la otra parte?

Contrainterrogar a un/a testigo puede ser muy difícil, aún para abogados/as que han pasado mucho tiempo en la corte. El propósito del contrainterrogatorio es poner en duda lo que dice un testigo, especialmente sobre cualquier asunto que tenga que ver con el caso. Usualmente, las preguntas de un contrainterrogatorio son lo contrario a las preguntas de un interrogatorio directo. En un interrogatorio directo, usted tiene que interrogar a el/la testigo con preguntas abiertas que le permitan explicar totalmente su respuesta. Una pregunta de contrainterrogatorio debe ser muy específica y que solamente necesite una contestación de una palabra, preferiblemente “sí” o “no”.

Preguntas relacionadas a un testimonio anterior
Las preguntas que usted haga en un contrainterrogatorio deben estar relacionadas de alguna manera a los asuntos de los que el/la testigo habló durante el interrogatorio directo. Usted puede usar el contrainterrogatorio para señalar inconsistencias en la historia de el/la testigo. Al resaltar un testimonio que no concuerda, usted puede sembrar dudas en todo lo que el/la testigo ha dicho. Aquí tiene un ejemplo de este tipo de contrainterrogatorio en donde usted primero confirma lo que el/la testigo dijo en directo y luego señala las inconsistencias:

  • Usted: ¿Usted testificó que me vio con mi esposo el sábado en el parque y que él no me pegó?
    • Testigo: Sí, eso es lo que dije.
  • Usted: ¿Y dijo usted que cogió la línea azul de autobuses para llegar al parque ese día?
    • Testigo: Sí, eso es cierto.
  • Usted: ¿No es cierto que la línea azul de autobuses no funciona los fines de semana?
    • Testigo: Eh, sí – solamente funciona durante la semana.
  • Usted: No tengo más preguntas Su Señoría.

Como puede ver, una vez que usted haya puesto a el/la testigo en una posición donde su testimonio está en duda, no debe hacerle otra pregunta que le permita aclarar o dar alguna explicación. Es mejor terminar el contrainterrogatorio y dejar que permanezca la duda o pasar a otra línea de preguntas. A veces un buen contrainterrogatorio no está definido por las preguntas que usted hace, está definido por las preguntas que usted evita hacer.

Preguntas relacionadas a motivación o parcialidad
Su contrainterrogatorio también puede incluir preguntas sobre las motivaciones de el/la testigo para dar su testimonio o cualquier parcialidad que el/la testigo pueda tener a favor de la otra parte o en contra suya. Por ejemplo, usted puede preguntar:

  • ¿Es cierto o no es cierto que usted le debe dinero a la otra parte? Y, ¿no está usted esperanzado/a de que le perdone el préstamo si usted testifica a su favor hoy?
  • ¿Es cierto o no es cierto que la otra parte está saliendo con su hermana? Y entonces, ¿usted quiere estar de buenas con la otra parte al testificar a su favor hoy?
  • ¿Verdad que yo terminé mi relación con usted en la escuela secundaria? Y, ¿usted estaba tan molesto/a que prometió vengarse de mi algún día?

Preguntas relacionadas a delitos que implican deshonestidad
Usted también puede hacer preguntas que demuestren que el/la testigo ha sido declarado/a culpable por un delito que implica deshonestidad, lo que se conoce como un “delito que implica vileza moral”. Estos tipos de convicciones criminales pueden hacer que el/la juez/a crea que el/la testigo es menos creíble. Sin embargo, asegúrese de hacer éstas preguntas solamente si usted sabe que la persona fue declarada culpable. Por ejemplo, usted puede preguntar:

  • ¿Es cierto o no es cierto que usted fue declarado/a culpable por fraude?
  • ¿Verdad que usted fue declarado/a culpable por hacer cheques falsos?

Todas las preguntas en las últimas dos categorías anteriores sugieren que el/la testigo tiene una razón para no decir la verdad o no ha dicho la verdad en el pasado. Si usted está haciendo preguntas como éstas, debe asegurarse que sabe la respuesta antes de preguntar y que sólo está haciendo preguntas que serán contestadas de manera que ayuden a su caso.

¿Y si la credibilidad de mi testigo es dañada durante el contrainterrogatorio?

Al igual que usted contrainterrogará a los/as testigos de la parte contraria para intentar hacerles ver menos creíbles (“dañar su credibilidad”), lo mismo le puede pasar a sus testigos. Si la credibilidad de su testigo es dañada de esta manera, es posible que usted pueda hacerle preguntas en “redirecto” después que su testigo sea contrainterrogado/a. En redirecto, usted solamente puede hacer preguntas relacionadas al contrainterrogatorio. Usando preguntas abiertas, puede pedirle a un/a testigo que dé más detalles y explique cualquier testimonio que usted crea que fue dañino.

Veamos el ejemplo presentado en la pregunta anterior donde usted le hizo un contrainterrogatorio a el/la testigo de la parte contraria sobre la línea azul de autobuses. Si la parte contraria tuvo la oportunidad de hacerle redirecto a el/la testigo, posiblemente sea algo así:

  • Parte contraria: En el contrainterrogatorio usted testificó que usó la línea azul de autobuses para llegar al parque el sábado, pero después usted reconoció que la línea azul de autobuses sólo funciona los fines de semana. ¿Puede explicar esta inconsistencia en su testimonio?
    • Testigo: Me confundí porque siempre uso la línea azul de autobuses para llegar al parque, pero usualmente voy los viernes. Ahora recuerdo que esperé el autobús ese sábado y nunca llegó, así que usé un Uber. De hecho, tengo la prueba de ese viaje de Uber en mi teléfono y muestra la fecha y hora.

Tenga en mente la posibilidad de un redirecto si el testimonio de sus testigos ha sido dañado por el contrainterrogatorio de la otra parte, pero no pida un redirecto a menos que sea absolutamente necesario. El redirecto puede abrirle la puerta a un segundo contrainterrogatorio, lo cual pudiera resultar en un testimonio más dañino. También, a menudo, los/as jueces/zas no permiten redirecto para intentar acelerar los juicios.

¿Hay un proceso para admitir otra evidencia que no es el testimonio?

Cada corte es diferente, pero generalmente hay una forma particular para admitir evidencia en el expediente judicial.

  1. Lleve la evidencia para que el/la secretario/a de la corte la marque como tal. El/la secretario/a le asignará un número a la evidencia, como “Prueba 1 de el/la peticionario/a”, para que la corte pueda mantener un registro de la evidencia. Esto también ayuda si se apela el caso para que cualquiera que lea la transcripción sepa a cuál evidencia se están refiriendo. Si la evidencia es un documento o una fotografía, debe llevar copias adicionales para la otra parte y para usted. Le puede ayudar anotar el número que se le da a cada pieza de evidencia para que lo pueda usar de referencia durante el juicio según sea necesario.
  2. Después, usted le preguntará a el/la juez/a si puede mostrarle la evidencia a el/la testigo. El/la juez/a le puede permitir ir donde el/la testigo, lo que se conoce como “acercarse a el/la testigo”, o el/la juez/a puede ordenarle a el/la alguacil de la corte que tome su evidencia y se la entregue a el/la testigo.
  3. Una vez que el/la testigo tenga la evidencia, usted le pedirá que describa lo que está viendo y de dónde salió, en términos básicos. (Nota: Si no tiene un/a testigo, usted mismo/a puede describir y entrar evidencia mientras esta testificando.) Por ejemplo, usted puede preguntar:
  • Usted: “¿Qué es la Prueba 1 de el/la peticionario/a?
    • Testigo: “Es una fotografía de un cuchillo.”
  • Usted: “¿Ha visto usted ese cuchillo anteriormente?”
    • Testigo: “Sí, es el cuchillo de el demandado.”
  • Usted: “¿Cómo lo sabe?”
    • Testigo: “El cuchillo tiene tallado un oso en el mango, y tiene las iniciales del demandado en la navaja. Lo he visto en su casa y en la gaveta de su carro.”
  • Usted: “¿Es esta una representación fiel y exacta del cuchillo?”
    • Testigo: “Sí lo es.”

Preguntar si la foto es una “representación fiel y exacta” es lenguaje típico que se utiliza para demostrar que la fotografía refleja el objeto en la foto con exactitud, lo que se conoce como “autenticar” la fotografía. Nota: Un/a testigo no tiene que ser la persona que tomó una fotografía para poder autenticarla, aunque si el/la testigo sí tomó la foto, usted puede preguntar sobre eso.

Puede usar preguntas parecidas si está tratando de admitir evidencia física, como el cuchillo real. Sin embargo, en vez de preguntar si es una “representación fiel y exacta”, usted preguntaría “¿Es ese el cuchillo?”. Igualmente, si usted está tratando de admitir documentos como evidencia, su última pregunta sería “¿Este documento ha sido alterado de alguna manera?”. Para vídeos, puede hacer las siguientes preguntas:

  • Usted: “¿Usted ha visto este disco anteriormente?”
    • Testigo: “Sí, este es el disco compacto que yo hice con el vídeo de la pelea del 7 de junio del 2019”.
  • Usted: “¿Cómo lo sabe?”
    • Testigo: “Yo grabé el vídeo original con mi celular, y después lo pasé al disco. Lo marqué como ‘Pelea del 7 de junio del 2019’ y esa es mi letra en el disco”.
  • Usted: “¿El vídeo fue alterado de alguna manera?”
    • Testigo: “No”.
  • Usted: “¿El vídeo muestra una representación clara y exacta de lo que ocurrió entre usted y la otra parte el 7 de junio del 2019?”
    • Testigo: “Sí”.
  1. Después de haber sentado las bases para la evidencia, puede preguntarle a el/la juez/a si se puede admitir como evidencia. La otra parte puede hacer una objeción para que no se admita su evidencia. La otra parte también podría hacerle más preguntas sobre la evidencia a el/la testigo antes de decidir si hacer una objeción sobre la evidencia o no. Éstas preguntas se llaman “voir dire.” Tenga en mente, cuando la otra parte esté intentando admitir evidencia, que usted también puede hacer una objeción o hacer preguntas voir dire.
  2. Si el/la juez/a acepta la evidencia, se marcará como “admitida” y usted tendrá la libertad de hacerle preguntas sobre esa evidencia a cualquiera de las personas que estén testificando. Usualmente, el/la juez/a mantendrá la evidencia en la corte, así que si usted está intentando admitir algo que tiene en su teléfono celular u otro objeto que necesita de vuelta, es mejor llevar capturas de pantalla (“screenshots”) impresas o fotografías, de ser posible.